martes, 31 de enero de 2017

La paz de Westfalia y el concepto de Estado


Por: Gonzalo A. Ramírez Cleves
Profesor Derecho Constitucional
Universidad Externado de Colombia
@iureamicorum 


Cuando se habla de la creación del Estado moderno también se habla del modelo de Westfalia. Este modelo surge de la Paz de Westfalia que se dio después de la Guerra de los 30 años en 1648. La paz de Wesfalia se presentó como una forma de terminar la guerra religiosa que se dio en territorio alemán entre España, los Países Bajos (acabaron con una guerra que había durado 80 años), Francia, Suecia, Dinamarca y el Sacro Imperio Romano Germánico. El resultado de la firma de los dos tratados de Paz (Osnabrück - 15 de mayo - y Münster - 24 de octubre-) fue el reconocimiento como sujetos de derechos y obligaciones a los Estados - nación. 

El concepto de Estado había sido creado por Maquiavelo en el Príncipe de 1513 (publicado en 1531) que en el Capítulo Primero de dicho libro afirmaba: "Tutti gli stati, tutti e' dominii che hanno avuto et hanno imperio sopra gli uomini, sono stati e sono repubbliche o principati", que puede traducirse como "Todos los estados y todos los dominios que han imperado sobre los hombres son republicas y principados" (Ver aquí el documento). 

El concepto de Estado había sido utilizado para otorgar status a aquellas porciones territoriales que eran mucho más amplias que las ciudades estado (Florencia, Venecia por ejemplo) y ciudades feudales; pero mucho menos extensos que los imperios (Sacro Imperio Romano Germánico). El Estado se consolida en el siglo XV y XVI como un ámbito territorial en donde se cuenta con un soberano (plural u omnímodo) que dicta leyes y políticas que rigen en dichos territorios  y que es soberano o reina de manera absoluta. 

El concepto de soberanía después lo explicaría Jean Bodin en su obra "Los seis libros de la Républica" en 1576 en donde diría que es aquel poder que no tiene límites, es decir que es absoluto, y ningún poder rige por encima de éste. Del mismo modo se dice que la soberanía es imprescriptible, inescindible e indivisible, es decir que no se pierde por el paso del tiempo, no se puede ceder y no se puede fraccionar. 





Firma del Tratado de Münster 

Con la Paz de Westfalia el Estado se fortalece ya que dichos territorios empiezan a tomar un rol determinante en la configuración de las relaciones internacionales ya que a los Estados se les reconoce personalidad jurídica y desde ese momento pueden realizar tratados entre sí como si fueran particulares. Uno de esos tratados eran los tratados de paz, pero también los tratados límitrofes y comerciales. 

La Paz de Westfalia también resulta un hecho importante para los internacionalistas ya que dicho acuerdo se constituye en el origen mismo del Derecho Internacional (aunque el término fue acuñado por Bentham a principios del siglo XIX) ya que es la primera vez que se firma un tratado de paz entre Estados sometiendo su soberanía a dicho acuerdo. 

Se dice que con el proceso de globalización a finales del siglo XX el Estado de tipo westfaliano entra en crisis porque hay una pérdida de la soberanía estatal desde  arriba, con los tratados y acuerdos supranacionales, como por ejemplo el de la Unión Europea y la primacía de la lex mercatoria o actos entre entidades privadas no regulados por el Estado, en donde se pierde soberanía. 

La crisis del Estado también se presenta desde abajo con la reivindicación de las nacionalidades "históricas" sometidas al Estado- nacional, sobretodo en Europa. Por ejemplo el pedido de soberanía de Escocia y Gales respecto a Inglaterra (devolution) o las reivindicaciones nacionalistas de catalanes y vascos en España. También con conflictos de nacionalidad como la que se presenta entre Valones y Flamencos en Bélgica o los pedidos de secesión de los países del Norte de Italia (Liga Norte de Umberto Bossi a principios de los años noventas) (Ver artículo de El Espectador "Europa, España, Cataluña" de Miguel Angel Basteiner de 1 de diciembre de 2012 aquí). 

Del mismo modo el modelo postwestfaliano sería aquel en donde surgen nuevos actores transnacionales distintos al Estado que pueden realizar acuerdos que someten la soberanía del Estado, como las directrices formuladas por organismos financieros multilaterales (Principalmente FMI, Banco Mundial y OMC), la sociedad civil organizada en ONG y las Empresas Transnacionales (ETN).  

Una de las obras literarias que relata la guerra de los treinta años para los que quieran profundizar más sobre esta época es el de Thomas de Quincey  "Klosterheim o la máscara". Para una reseña del libro aquí. 




Enlaces: 

- Paz de Wesfalia (Wikipedia) aquí
- "De Westfalia a Southfalia: un nuevo orden internacional" (Por Juan Gabriel Tokatlian de Razón Pública) aquí. 
- Luis S. Villacañas de Castro "Nacimiento y despliegue del Estado a partir del modelo de Westfalia", en: Res Publica, No 19, 2008, pp. 313 - 324 aquí.  

No hay comentarios:

Publicar un comentario